We make it happen...

Gabinete de psicología y desarrollo personal

Patricia Derlinchán

Fobia social

La fobia social es una timidez exagerada, se caracteriza por un miedo y ansiedad marcados y persistentes a enfrentar determinadas situaciones sociales, a la interacción con los demás, o a simplemente a ser observados en cualquier situación, hasta tal punto que todo esto interfiere de forma muy importante en la vida diaria de quien la padece.

Por lo general, los afectados tratan de evitar aquellas situaciones que consideran adversas. Si no lo logran, sufren un auténtico suplicio: palpitaciones, tartamudez, sonrojo, temblor o sudor. Entre sus temores podemos encontrar, miedo a que los demás lo noten, que fracasen o que no salgan airosos, con el descrédito que puede conllevar ante los demás.

De manera más esquemática, a continuación, se muestran los síntomas más frecuentes.

Síntomas físicos: sequedad de boca, rubor, temblor en manos, pies o voz, cefaleas, dolor u opresión torácica, insomnio, molestias gastrointestinales, palpitaciones, sudor corporal, especialmente en las manos, falta de concentración.

Síntomas cognitivos: Pensamientos como: "toseré", "tartamudearé"…Pensamientos negativos sobre uno mismo. Temor a ser juzgado. Temor a que los demás perciban mi ansiedad. Temor a conocer gente nueva.

La mayoría de personas que tienen fobia social, sufren la llamada ansiedad anticipatoria. Esto es lo que la persona empieza a sentir mucho antes de enfrentarse a la situación temida. La ansiedad anticipatoria es un conjunto de pensamientos catastrofistas que la persona tiene acerca de la situación: "Seguro que lo hago mal", "Soy tonto por no poder controlar mis nervios", "Todos se van a reír de mí", "Se van a dar cuenta de que estoy nervioso", "Soy ridículo y por tanto, voy a hacer el ridículo".

​Las personas con fobia social suelen evitar situaciones que creen que pueden resultar embarazosas. Puede limitarse a determinadas situaciones como puede ser: hablar o actuar en público; escribir delante de otras personas; realizar una reclamación, conocer gente nueva, iniciar, mantener y terminar una conversación; comer o beber delante de otros, interactuar con personas de autoridad… o puede ser generalizada y abarcar la mayoría de las situaciones sociales.

Dentro de los trastornos de ansiedad, la fobia social es uno de los principales motivos de consulta.

Puede afectar hasta un 4'5% de la población general y hasta un 9% la ha padecido en algún momento de su vida.

​Actualmente, la eficacia del tratamiento cognitivo-conductual para la fobia social, se haya ampliamente documentado en la literatura, y cuenta con un sólido apoyo empírico.

AddThis Sharing
Show